EXCLUSIVO PARA TESTIGOS DE JEHOVA

Blog diseñado para dar testimonio de MI FE
Soy TESTIGO DE JEHOVA desde hace 59 años
Aqui compartimos fotografias, videos, noticias e informacion teocratica con mas de 150.0000 hermanos de 195 paises

lunes, 22 de agosto de 2011

PUNTOS SOBRESALIENTES SALMOS 106 A 109 ---- 22 agosto


PUNTOS SOBRESALIENTES SALMOS 106 A 109

REPASO DE LA ESCUELA DEL MINISTERIO TEOCRATICO


8. ¿Qué lección sobre la falta de discernimiento resalta Salmo 106:7?
w95 1/9 págs. 19-20 ¿Puede cultivar más discernimiento?
El peligro de no mostrar discernimiento se hace patente en un suceso que tuvo lugar en los albores de la historia de Israel. Pensando en aquella ocasión, el salmista inspirado dijo: “Respecto a nuestros antepasados en Egipto, no mostraron perspicacia en cuanto a tus obras maravillosas. No se acordaron de la abundancia de tu magnífica bondad amorosa, sino que se portaron con rebeldía junto al mar, al lado del mar Rojo”. (Salmo 106:7.)
Para cuando Moisés sacó a Israel de Egipto, Jehová ya había demostrado su poder y determinación de liberar a su pueblo enviando diez plagas sobre aquella poderosa potencia mundial. Después de que Faraón dejó marchar a los israelitas, Moisés los dirigió a las orillas del mar Rojo. Pero los ejércitos de Egipto salieron en su persecución. Parecía que los israelitas se hallaban atrapados y que la libertad que acababan de obtener iba a durarles muy poco. Así que el relato bíblico dice: “A los hijos de Israel les dio mucho miedo, y empezaron a clamar a Jehová”. Y acusaron a Moisés, diciendo: “¿Qué es esto que nos has hecho, al habernos sacado de Egipto? [...] Porque nos es mejor servir a los egipcios que morir en el desierto”. (Éxodo 14:10-12.)
Su temor parecería comprensible si no recordáramos que ya habían visto diez demostraciones sobresalientes del poder de Jehová. Conocían por experiencia lo que Moisés les recordó unos cuarenta años después: “Jehová nos sacó de Egipto con mano fuerte y brazo extendido, y con gran aterramiento, y con señales y milagros”. (Deuteronomio 26:8.) Por tanto, como escribió el salmista, cuando los israelitas se rebelaron contra la dirección de Moisés, “no mostraron perspicacia”. Sin embargo, Jehová fue fiel a su promesa y asestó una derrota aplastante al ejército egipcio. (Éxodo 14:19-31.)
De igual modo, nuestra fe podría tambalear si afrontáramos las pruebas con duda o indecisión. El discernimiento puede ayudarnos a siempre ver los asuntos en su debida perspectiva, recordando que Jehová es muy superior a cualquier opositor. También nos ayudará a recordar lo que Jehová ya ha hecho por nosotros y a jamás perder de vista el hecho de que él “está guardando a todos los que lo aman”. (Salmo 145:18-20.)

CAPITULO 106

w09 15/3 pág. 6 “No vayas a olvidar a Jehová”
Pero Jehová sabía que algunos de ellos “rápidamente olvida[rían] sus obras” (Sal. 106:13). Por consiguiente, ordenó a Josué, líder de Israel, que tomara doce piedras del lecho del río y las depositara en el primer lugar en que acamparan. Josué les dijo a todos: “Estas piedras tienen que servir de memoria a los hijos de Israel” (Jos. 4:1-8). El monumento hecho con aquellas piedras recordaría a la nación los actos poderosos de Jehová y las razones por las que siempre debían servirle con lealtad.
¿Es importante este relato para los que servimos a Dios hoy día? Por supuesto que sí, ya que nosotros tampoco debemos olvidar a Jehová ni dejar de servirle. Dios le dio a la nación de Israel advertencias que también son válidas para los cristianos de nuestro tiempo. Veamos, por ejemplo, estas palabras de Moisés: “Cuídate de que no vayas a olvidar a Jehová tu Dios de modo que no guardes sus mandamientos y sus decisiones judiciales y sus estatutos” (Deu. 8:11). Como vemos, Moisés mostró que olvidarse de Jehová podía llevar a desobedecerle de forma deliberada. Ese también es un peligro muy real para nosotros. Tanto es así, que el apóstol Pablo exhortó a los cristianos a no seguir “el mismo modelo de desobediencia”, es decir, el mal ejemplo que pusieron los israelitas en el desierto (Heb. 4:8-11).
____________________________________________________
w08 15/11 pág. 14 párrs. 10-11 Ayúdelos para que regresen lo antes posible
Hay quienes han dejado el rebaño de Dios porque no estaban de acuerdo con alguna enseñanza bíblica. En la antigüedad, los israelitas que fueron liberados del cautiverio egipcio olvidaron lo que Dios había hecho por ellos y “no esperaron su consejo” (Sal. 106:13). Tal vez sería útil recordarle al hermano que “el esclavo fiel y discreto” suministra excelente alimento espiritual (Mat. 24:45). De hecho, fue gracias a ese alimento que llegó a conocer la verdad. ¿No sería mejor que regresara a la senda de la verdad? (2 Juan 4.)
El anciano que está tratando de ayudar a un hermano inactivo podría hablarle de los discípulos de Jesús que lo abandonaron porque no estuvieron dispuestos a aceptar una de sus enseñanzas (Juan 6:53, 66). Al cortar la relación que tenían con Cristo y con los discípulos fieles, su espiritualidad y su gozo se vinieron abajo. ¿Y hoy día? ¿Acaso han encontrado los que se apartaron de la congregación otro lugar con alimento espiritual de calidad? No, porque no existe tal lugar.
____________________________________________________
w07 1/4 págs. 18-19 La clase de sacrificios que agradan a Dios
Por increíble que parezca, algunos israelitas que se apartaron de la adoración verdadera adoptaron esta práctica demoníaca de sacrificar sus hijos a dioses falsos, como puede verse en Salmo 106:35-38: “Empezaron a mezclarse con las naciones, y se pusieron a aprender sus obras. Y siguieron sirviendo a sus ídolos, y estos llegaron a ser un lazo para ellos. Y sacrificaban sus hijos y sus hijas a demonios. De modo que siguieron vertiendo sangre inocente, la sangre de sus hijos y sus hijas, que sacrificaron a los ídolos de Canaán; y la tierra quedó contaminada con el derramamiento de sangre”.
Por aquellas prácticas repugnantes, la nación de Israel finalmente perdió el favor de Dios. Con el tiempo, Jerusalén, su ciudad capital, fue destruida y a la mayoría de los judíos sobrevivientes se les llevó cautivos a Babilonia (Jeremías 7:32-34). Es obvio, entonces, que los sacrificios humanos ni se originan del Dios verdadero ni son parte de la adoración pura. Todo tipo de sacrificio humano es demoníaco, y los verdaderos adoradores de Dios se mantienen alejados de todo lo que se relacione con esta clase de sacrificios.
____________________________________________________
w06 1/3 pág. 26 párrs. 15-16 “Mantengan completamente su juicio”
Las circunstancias estresantes pueden hacer que hasta siervos leales de Jehová hablen o actúen imprudentemente (Eclesiastés 7:7). Moisés, aunque “era con mucho el más manso de todos los hombres que había sobre la superficie del suelo”, en cierta ocasión se irritó y habló sin reflexionar (Números 12:3; 20:7-12; Salmo 106:32, 33).
Nosotros también nos enfrentamos a situaciones de mucha tensión que pueden hacer que perdamos el buen juicio. Por otro lado, la Palabra de Dios nos aconseja: “Agítense, pero no pequen. Digan lo que quieran en su corazón, sobre su cama, y callen” (Salmo 4:4). Siempre que sea posible, es mejor esperar a que nos calmemos antes de actuar o tomar una decisión (Proverbios 14:17, 29). Oremos a Jehová con fervor, “y la paz de Dios que supera a todo pensamiento guardará [nuestros] corazones y [nuestras] facultades mentales mediante Cristo Jesús” (Filipenses 4:6, 7). Esta calma que proviene de Dios nos estabilizará y nos ayudará a mantener completamente nuestro juicio.
____________________________________________________
w06 15/7 pág. 13 Puntos sobresalientes de los libros tercero y cuarto de los Salmos
106:36, 37. Estos versículos asocian la adoración de ídolos con los sacrificios a demonios. De modo que quienes los adoran pueden llegar a estar bajo la influencia demoníaca. La Biblia nos advierte: “Guárdense de los ídolos” (1 Juan 5:21).
____________________________________________________
w05 15/9 págs. 19-20 párrs. 16, 18 Andemos por fe, no por vista
Fijarse solo en la apariencia exterior de las cosas también perjudicó a los israelitas de otras maneras. Los hizo temblar de miedo frente a sus enemigos (Números 13:28, 32; Deuteronomio 1:28). Dio lugar a que desafiaran la autoridad dada por Dios a Moisés y se quejaran de su suerte. Su falta de fe hizo que prefirieran Egipto, país dominado por los demonios, a la Tierra Prometida (Números 14:1-4; Salmo 106:24). ¡Cuánto dolor debió causar la insolencia de este pueblo a su Rey invisible, Jehová!
En nuestros tiempos, los siervos de Jehová Dios valoramos mucho nuestra buena relación con él. Ansiamos aprender y aplicar en la vida las valiosas lecciones que extraemos de los ejemplos del pasado (Romanos 15:4). Cuando los israelitas anduvieron por vista, olvidaron que Dios los dirigía mediante Moisés. Si nos descuidamos, nosotros también podríamos olvidar que Jehová Dios y el Moisés Mayor, Jesucristo, dirigen a la congregación cristiana en la actualidad (Revelación 1:12-16). Debemos guardarnos de adoptar un punto de vista humano sobre la parte terrestre de la organización de Jehová. De lo contrario, podríamos desarrollar un espíritu quejumbroso y perder el aprecio por los representantes de Jehová y por el alimento espiritual que nos proporciona “el esclavo fiel y discreto” (Mateo 24:45).
____________________________________________________
w04 1/4 pág. 22 ¿Tenemos la vista fija en la recompensa?
El pueblo desvió su atención de Jehová y la magnífica esperanza que él les ofrecía, y se centró en su bienestar inmediato y en sus intereses carnales. Pese a las milagrosas señales de las que fueron testigos, muchos israelitas faltos de fe comenzaron a quejarse. “Rápidamente olvidaron [las] obras [de Jehová]”, dice Salmo 106:13. Este comportamiento imperdonable le costó a aquella generación la entrada en la Tierra Prometida.
Por consiguiente, durante la lectura de las Escrituras o de otras publicaciones bíblicas, dediquemos tiempo a reflexionar en lo que leemos, pues tal reflexión resulta esencial para nuestra salud y desarrollo espiritual. Por ejemplo, al leer el Salmo 106, citado parcialmente arriba, meditemos sobre las cualidades de Jehová. Observemos lo paciente y misericordioso que fue con los israelitas. Fijémonos en cómo hizo todo lo posible por ayudarlos a alcanzar la Tierra Prometida, a pesar de sus continuas rebeliones. Imaginémonos la angustia y el dolor que sentía Jehová cuando su misericordia y paciencia se acercaban a su fin debido a la insensibilidad e ingratitud de aquel pueblo. Además, al repasar los versículos 30 y 31, en los que se alude a la firme y valerosa defensa de la justicia que hizo Finehás, nos convencemos de que Jehová no olvida a los que le son leales y que los recompensa en abundancia.
____________________________________________________
w99 15/3 pág. 14 párr. 17 Prestemos constante atención a nuestra enseñanza
Los superintendentes siempre deben recordar que están tratando con “el rebaño de Dios” (1 Pedro 5:2). Pese a la humildad que lo caracterizaba, Moisés perdió de vista por un momento este hecho. Los israelitas “le amargaron el espíritu y él empezó a hablar imprudentemente con sus labios” (Salmo 106:33). A Dios le desagradó mucho que se maltratara a Su rebaño, aunque estuviera lejos de ser intachable (Números 20:2-12). Cuando los ancianos se enfrentan hoy a desafíos similares deben esforzarse por enseñar e instruir con perspicacia y bondad. Los hermanos responden mejor cuando se les trata con consideración, como personas que necesitan ayuda, y no como casos perdidos. Los ancianos deben mantener el punto de vista positivo que tuvo Pablo cuando dijo: “Nosotros tenemos confianza en el Señor, respecto a ustedes, de que hacen y seguirán haciendo las cosas que ordenamos” (2 Tesalonicenses 3:4).
____________________________________________________
w98 15/1 pág. 14 párrs. 4-5 Sigamos andando con Dios
En tiempos de Moisés, las familias israelitas debieron tener fe para celebrar la Pascua en Egipto y salpicar la sangre sobre las jambas y la parte superior de la puerta de su casa (Éxodo 12:1-28). Sin embargo, la fe de muchos de ellos tambaleó cuando vieron acercarse al ejército de Faraón en el mar Rojo (Éxodo 14:9-12). Salmo 106:12 muestra que cuando cruzaron a salvo el lecho seco del mar y vieron las aguas cerrarse sobre el ejército egipcio y aniquilarlo, de nuevo „tuvieron fe en la palabra de Jehová‟. Sin embargo, poco después, en el desierto, los israelitas empezaron a quejarse en cuanto al agua potable, el alimento y el liderazgo. El informe negativo de diez de los doce espías que regresaron de la Tierra Prometida los atemorizó. En esas circunstancias, según indica Salmo 106:24, “no tuvieron fe en la palabra de él”. Querían regresar a Egipto (Números 14:1-4). Su fe solo se despertaba cuando veían alguna manifestación extraordinaria del poder divino. No siguieron andando con Dios. Por ello, aquellos israelitas no entraron en la Tierra Prometida (Salmo 95:10, 11).
La Biblia nos aconseja: “Sigan poniéndose a prueba para ver si están en la fe, sigan dando prueba de lo que ustedes mismos son” (2 Corintios 13:5). Estar “en la fe” significa apegarse al cuerpo de creencias cristianas, lo cual es fundamental si queremos andar con Dios todos los días de nuestra vida. Para andar con Dios también tenemos que demostrar la cualidad de la fe, confiando plenamente en él (Proverbios 3:5, 6).
____________________________________________________
w97 15/11 págs. 19-20 párr. 4 La fe nos hace pacientes y constantes en la oración
Entre algunos de los primeros cristianos se daba la mundanalidad, la envidia y el orgullo. (Santiago 4:4-6.) Santiago llamó a algunos de ellos “adúlteras” porque eran amigos del mundo y, por tanto, culpables de adulterio espiritual. (Ezequiel 16:15-19, 25-45.) No queremos de ningún modo desarrollar una actitud, habla o modo de actuar mundanos, pues esto nos convertiría en enemigos de Dios. Su Palabra nos enseña que “la tendencia hacia la envidia” es parte de la mala inclinación, es decir, del “espíritu”, de los seres humanos imperfectos. (Génesis 8:21; Números 16:1-3; Salmo 106:16, 17; Eclesiastés 4:4.) De modo que si percibimos que debemos luchar contra la envidia, el orgullo o cualquier otra inclinación mala, pidamos la ayuda de Dios mediante su espíritu santo. Esa fuerza, que suministra la bondad inmerecida de Dios, es mayor que “la tendencia hacia la envidia”. Jehová se opone al orgulloso, pero nos dará bondad inmerecida si luchamos contra las tendencias pecaminosas.
____________________________________________________
w90 15/5 págs. 11-12 párr. 7 Tema a Jehová, el Oidor de la oración
¿Qué es “el temor de Jehová”? Es reverencia profunda a Dios, junto con un sano temor de desagradarle. Este temor reverente es el resultado de profunda gratitud por su bondad amorosa y benignidad. (Salmo 106:1.) Implica reconocerlo como el Rey de la eternidad, quien tiene derecho y autoridad para imponer castigo, hasta el de muerte, a cualquiera que le desobedece. Los que manifiestan el temor de Jehová pueden orarle con la esperanza de que se les oiga.
____________________________________________________
w88 15/1 pág. 22 ¿Se asociaba usted con la organización de Jehová?
Puede que usted haya abandonado la organización de Jehová porque entendía de manera diferente algún punto bíblico. Tal como los israelitas rescatados de Egipto en poco tiempo „olvidaron las obras‟ de Dios a su favor y “no esperaron su consejo”, usted quizás se apresuró a concluir que, puesto que la organización no abrazaba el punto de vista que a usted le parecía correcto, debía separarse de ella. (Salmo 106:13.) Quizás ese punto haya sido aclarado desde entonces, sea porque se haya cambiado o porque haya quedado establecido por investigación bíblica adicional bajo la guía del espíritu de Dios. ¿No habría sido mejor simplemente haber permanecido en la organización, esperando en Jehová?
____________________________________________________
w87 15/10 pág. 31 Preguntas de los lectores
Parece que fue otro factor lo que llevó a que Dios expresara juicio contra Moisés y Aarón. ¿Qué pudiera haber sido? Moisés dijo al pueblo reñidor: “¿Es de este peñasco de donde les sacaremos agua?”. Salmo 106:33 nos ayuda a entender esto, porque muestra que Moisés obró con amargura de espíritu y que „habló imprudentemente con sus labios‟. En palabras que reflejaban cólera, llamó atención a sí mismo y a Aarón más bien que a Aquel que realmente podía suministrar agua milagrosamente. Así, precisamente antes que Moisés muriera en la frontera de la Tierra Prometida, Dios se refirió al incidente de Qadés-barnea e indicó que el error de Moisés había sido que no „había santificado a Dios delante de los ojos del pueblo‟. (Números 27:12-14.)
De esto podemos aprender algo. Aunque ciertamente es importante que evitemos actos impulsados por la cólera, es igualmente vital que controlemos nuestro espíritu, en particular cuando otros fallan. Si nos perturbamos demasiado, pudiéramos empezar a ver a los siervos de Dios sobre una base humana, más bien que reconocer que todavía son las “ovejas” de Dios. Es verdad que son personas imperfectas y quizás sus actos nos irriten, pero son “su pueblo, y las ovejas de su apacentamiento”. (Salmo 100:3.) Dios dejó que su Hijo muriera por estas personas; por eso, ¿no deberíamos nosotros esforzarnos por ser pacientes con ellas, y pensar menos en cómo nos sentimos o cómo se nos afecta, y pensar más en la posición de esas personas ante Dios?
____________________________________________________
w86 15/12 pág. 29 “Bendigan a Jehová”... ¿por qué?
El Salmo 106 nos ayuda a apreciar que los rebeldes Coré, Datán y Abiram envidiaban la posición de Moisés como administrador de la nación de Dios. (Salmo 106:16; Números 16:2-11.) La rebelión fue aplastada finalmente, cuando “un fuego empezó a arder” entre los rebeldes. (Salmo 106:18.) Aquí, ciertamente se hacen manifiestos los peligros del orgullo y la envidia. De igual manera, el criticar a los siervos nombrados de Jehová hoy día puede traer Su desaprobación. (Hebreos 13:17; Judas 4, 8, 11.)
____________________________________________________
w78 1/1 págs. 30-31 ¿Es su fe una fe viva?
Y después vinieron consecuencias mucho peores. El morar entre los depravados cananeos entrampó a Israel en la idolatría, los llevó a ofrecer a sus hijos en sacrificio a los demonios y a más derramamiento de mucha sangre inocente. A causa de esto, la cólera de Jehová se encendió contra ellos.—Sal. 106:34-42.
¿Qué pueden aprender los cristianos de hoy de estos acontecimientos de la historia bíblica? Aunque no se les ha mandado que desposean a pueblos literales, los cristianos sí tienen un trabajo desafiante que efectuar, un trabajo que los lleva a estar entre personas que no adoran a Jehová. Jesús comisionó a sus discípulos a predicar las “buenas nuevas” del reino de Dios por toda la Tierra e „ir y hacer discípulos de gente de todas las naciones.‟—Mat. 24:14; 28:19, 20.
¿Participa usted obedientemente en esta actividad de predicar el reino y hacer discípulos? Las Escrituras nos aseguran que ésta también tiene apoyo angélico y se completará a satisfacción de Dios. (Rev. 14:6) Como ya se ha señalado, el Israel antiguo sucumbió a una falta de fe y de celo por cumplir el mandato de Dios de exterminar a los cananeos. Así mismo, hoy los cristianos tienen que estar alerta contra el enfriarse en su celo por la obra que Jesús entregó a sus seguidores como comisión

INFORMACION GENERAL

si pág. 104 párr. 18 Libro bíblico número 19: Salmos
En el Salmo 107 tenemos una descripción de las liberaciones hechas por Jehová, acompañada por el estribillo melodioso: “Oh, dense gracias a Jehová por su bondad amorosa, y por sus maravillosas obras para con los hijos de los hombres” (vv. 8, 15, 21, 31).

CAPITULO 107

w09 15/11 págs. 3-4 párrs. 6-7 ¿Qué revelan sobre usted sus oraciones?
Ahora bien, ¿qué revelaría sobre nosotros el que solo oráramos cuando necesitamos algo? Pablo dijo que nuestras súplicas deben ir acompañadas de “acción de gracias”. Realmente tenemos muchas razones para estar agradecidos a Jehová, tal como lo estaba David, quien dijo: “Tuya, oh Jehová, es la grandeza y el poderío y la hermosura y la excelencia y la dignidad; porque todo lo que hay en los cielos y en la tierra es tuyo. Tuyo es el reino, oh Jehová, Aquel que también te alzas como cabeza sobre todo. [...] Y ahora, oh Dios nuestro, te damos las gracias y alabamos tu hermoso nombre” (1 Cró. 29:11-13).
Jesús le daba gracias a su Padre por la comida. Por ejemplo, le agradeció el pan y el vino que usó al instituir la Cena del Señor (Mat. 15:36; Mar. 14:22, 23). Del mismo modo, nosotros debemos agradecer los alimentos, pero, además, debemos darle “gracias [...] por sus maravillosas obras [a favor de] [...] los hombres”, por sus “justas decisiones judiciales” y por su palabra, es decir, el mensaje que contienen las Escrituras (Sal. 107:15; 119:62, 105).
____________________________________________________
w06 1/9 pág. 14 Puntos sobresalientes del libro quinto de los Salmos
107:27-31. La sabiduría del mundo “resulta[rá] confusa” en la batalla de Armagedón, pues no podrá librar a nadie de la destrucción (Revelación [Apocalipsis] 16:14, 16). Solo sobrevivirán y podrán dar “gracias a Jehová por su bondad amorosa” quienes se refugien en él. w97 15/4 pág. 30 ¿Se alimenta bien espiritualmente?
El buen alimento espiritual nos fortalece para resistir la debilidad y las consecuencias de una infección espiritual. El conocimiento de Dios nos ayuda a mantenernos en buena forma espiritual, pero solo si nos alimentamos de él. Jesucristo dijo que la mayoría de la gente de su tiempo no aprendió de sus antepasados, que descuidaron su debida alimentación espiritual. Ellos también se negaron a alimentarse de las verdades que enseñaba. ¿Cuál fue el resultado? Jesús dijo: “El corazón de este pueblo se ha hecho indispuesto a recibir, y con los oídos han oído sin responder, y han cerrado los ojos; para que nunca vean con los ojos, ni oigan con los oídos, ni capten el sentido de ello con el corazón, y se vuelvan, y yo los sane”. (Mateo 13:15.) La mayoría de esas personas no se beneficiaron nunca del poder curativo de la Palabra de Dios. Permanecieron espiritualmente enfermos. Incluso algunos cristianos ungidos se hicieron “débiles y enfermizos”. (1 Corintios 11:30.) Nunca despreciemos el alimento espiritual que Dios nos proporciona. (Salmo 107:20.)
____________________________________________________
w94 1/4 págs. 12-13 párr. 16 Enseñanza divina contra enseñanzas demoníacas
Con las mentiras que dijo en el jardín de Edén, Satanás animó a Adán y Eva a aspirar a la independencia de Dios y a confiar en su propia sabiduría. Hoy vemos las consecuencias a largo plazo de ese proceder en la forma de delito, dificultades económicas, guerras y las grandes desigualdades que existen en el mundo. Con razón la Biblia dice: “La sabiduría de este mundo es necedad para con Dios”. (1 Corintios 3:19.) No obstante, la mayoría de la gente prefiere tontamente sufrir en vez de prestar atención a las enseñanzas de Jehová. (Salmo 14:1-3; 107:17.) Los cristianos que han aceptado la enseñanza divina procuran no caer en esa trampa.
____________________________________________________
w90 1/12 pág. 20 párrs. 16-17 ¿Cómo podemos responder sin egoísmo al amor de Dios?
Jehová en verdad ha sido generoso al manifestar amor a sus criaturas. Como ya hemos mencionado, las Escrituras nos dan excelentes ejemplos de personas que han respondido altruistamente, sin egoísmo, a las manifestaciones del amor de Dios. Muy apropiadamente, el salmista inspirado exclamó: “Oh, dense gracias a Jehová por su bondad amorosa, y por sus maravillosas obras para con los hijos de los hombres”. (Salmo 107:8, 15, 21, 31.) ¿Nos atrevemos a aceptar la bondad inmerecida de Dios para luego no cumplir su propósito? ¡Jamás suceda eso! (2 Corintios 6:1.) Por lo tanto, que cada uno se pregunte personalmente: „¿Realmente aprecio las expresiones del amor de Dios de que ya he disfrutado y de que con confianza espero seguir disfrutando en el futuro? ¿Me impulsan a amar a Jehová con todo el corazón, el alma, la mente y las fuerzas? ¿Estoy en verdad vuelto u orientado hacia Dios? ¿Amo la justicia y odio el desafuero? ¿Manifiesto amor fraternal? ¿Y con cuánto cuidado y atención estoy esforzándome por andar en los pasos de Jesús en lo que respecta a mi ministerio?‟.
Ciertamente hay muchas maneras de mostrar nuestra gratitud sincera por todas las manifestaciones del amor de Dios que hemos experimentado. Si aprovechamos de lleno las oportunidades de mostrar ese aprecio, alegraremos el corazón de nuestro Padre celestial, seremos una bendición a otros, y nosotros mismos experimentaremos gozo, paz y contentamiento. Por eso, que nuestra respuesta a las manifestaciones del amor de Dios siga siendo sin egoísmo.
____________________________________________________
w77 15/7 pág. 437 párr. 3 ¿Cómo le dará gracias usted por Su bondad amorosa?
Sin embargo, David no simplemente percibió el valor de la bondad amorosa de Jehová y dejó el asunto así. Note cómo respondió: “Porque tu bondad amorosa es mejor que la vida, mis propios labios te encomiarán. Así te bendeciré durante el transcurso de mi vida.” (Sal. 63:3, 4) Sí, su profunda gratitud por aquella bondad amorosa lo impelió a expresar alabanza y gracias a Dios. Como se consideró en el artículo anterior, personalmente tenemos muchas razones para darle gracias a Jehová por su bondad amorosa. Por consiguiente, el darle gracias y alabarlo debe ser parte esencial de nuestra vida. ¿Lo es para usted? ¿Pudiera pasar todo un día o más sin que usted pensara en Dios y lo mencionara en conversación, o habla usted con frecuencia acerca de Jehová y lo alaba espontáneamente por lo que es y por lo que hace? ¿Descubre usted que diariamente refleja el sentimiento del Salmo 107:21, 22?
____________________________________________________
km 5/04 pág. 1 párr. 2 Demostremos agradecimiento
Hablando de las donaciones materiales, el apóstol Pablo escribió: “Dios ama al dador alegre” (2 Cor. 9:7). El mismo principio es válido para nuestro servicio a Dios, pues la gratitud que sentimos se manifiesta en el entusiasmo por la verdad, el gozo durante las reuniones cristianas, el celo en el ministerio del campo y la alegría al llevar a cabo la voluntad divina (Sal. 107:21, 22; 119:14; 122:1; Rom. 12:8, 11).
____________________________________________________
km 6/80 pág. 3 Asambleas de Distrito “Amor Divino” de 1980
“¿Quién es sabio? Tanto observará estas cosas como se mostrará atento para con los actos de bondad amorosa de Jehová.” Eso dijo el salmista en Salmo 107:43. Ese estar atento significa concentrarnos con actitud receptiva en las cosas que se consideren en el programa. El ser atento también encierra la idea de tomar en cuenta lo que sea para la comodidad o bien de otras personas, ser cortés. Por eso, no solo debemos estar atentos a las cosas que se presenten desde la plataforma, sino también ser atentos respecto a las necesidades de otros. En el primer siglo, muchas personas buscaban los asientos delanteros para recibir mayor honra. Ahora muchos desean esos asientos, no para recibir honra, sino simplemente para evitar las distracciones que a veces se deben a ruidos innecesarios, al pasear por los alrededores u otras acciones desconsideradas por parte de sus compañeros asambleístas. El amor cristiano nos moverá a escuchar cuidadosamente todo lo que se considere desde la plataforma, así como a entrenarnos nosotros mismos y entrenar a nuestras familias en no hacer cosas que pudieran distraer innecesariamente a los que estén sentados a nuestro alrededor. Puesto que las costumbres que cultivamos en nuestras reuniones locales se manifestarán en nuestras asambleas este verano, ¿por qué no comenzar a trabajar desde ahora para mejorar en este asunto de estar atentos donde veamos la necesidad de ello?

w87 15/3 pág. 24 ¡Un Dios feliz, un pueblo feliz!
♦ 107:27—¿Cómo „resultó confusa su sabiduría‟?
Como marineros atrapados en una tormenta destructora, la sabiduría de los judíos les resultó inútil durante su cautiverio en Babilonia; todos los medios de liberación humanos fracasaron. Pero al volverse a Jehová en esta situación turbulenta, recibieron liberación. Él calmó la tormenta simbólica y los liberó al llevarlos a un “puerto” seguro... a la tierra de Judá. (Salmo 107:30.)

CAPITULO 108

w02 1/4 pág. 15 párr. 1 Sigamos sirviendo a Jehová con corazón constante
Jehová puede hacer que seamos constantes en la fe cristiana, logrando de ese modo que nos aferremos al cristianismo verdadero como sus siervos dedicados (Romanos 14:4). Por tanto, podemos tener la misma convicción que el salmista David, quien se sintió impulsado a cantar: “Mi corazón es constante, oh Dios” (Salmo 108:1). Un corazón constante nos motivará a cumplir con nuestra dedicación a Dios. Y al acudir a él para que nos guíe y fortalezca, seremos inmovibles, mantenedores de integridad firmes en su resolución y creencias, que „siempre tienen mucho que hacer en la obra del Señor‟ (1 Corintios 15:58).
____________________________________________________
w86 15/1 págs. 15-16 párrs. 2-3 Recobre el poder; no se canse
Los cristianos también participan en una carrera. ¿Cuál es el premio? La vida eterna. Y tal como el corredor de maratón, tienen que luchar hasta el final. Se necesita aguante, conservar las fuerzas y evitar la fatiga. Nuestra carrera para alcanzar la vida no es una carrera corta, sino larga. Pablo dijo a sus compañeros cristianos de Corinto: “¿No saben ustedes que los corredores en una carrera todos corren, pero solo uno recibe el premio? Corran de tal modo que lo alcancen”. (1 Corintios 9:24.) La carrera del cristiano se caracteriza por su esfuerzo vigoroso. (Lucas 13:24.)
Pero quizás usted se pregunte: ¿Quién puede mantener ese paso hasta terminar la carrera? Ninguno de nosotros puede hacerlo por sus propias fuerzas. Para conseguir el premio, tenemos que recurrir a la Fuente de energía dinámica, Jehová Dios. (Job 36:22; Salmo 108:13.)

CAPITULO 109

w09 15/7 pág. 22 párr. 15 Imite a Jesús: predique con valor
Tal como en el pasado, hoy día la verdad divide a la gente. Algunos responden favorablemente mientras que otros no entienden ni respetan la manera en que adoramos a Dios. Hay quienes nos critican, se burlan de nosotros y hasta nos odian, tal como predijo Jesús (Mat. 10:22). Y en ocasiones somos el blanco de maliciosas campañas de desinformación y desprestigio en los medios de comunicación (Sal. 109:1-3). Pero a pesar de ello, el pueblo de Jehová sigue declarando con valor las buenas nuevas por toda la Tierra.
____________________________________________________
w08 15/7 pág. 6 párr. 14 ¿Por qué es importante predicar de casa en casa hoy día?
Ayudar a la gente a sobrevivir es importante, pero existe una razón de mucho más peso para predicar de casa en casa. En Malaquías 1:11, Jehová profetiza: “Desde el nacimiento del sol aun hasta su puesta mi nombre será grande entre las naciones, y [...] una presentación se hará a mi nombre, aun una dádiva limpia; porque mi nombre será grande entre las naciones”. En cumplimiento de esta profecía, los siervos de Jehová alaban públicamente el nombre de su Dios por toda la Tierra efectuando con humildad su ministerio (Sal. 109:30; Mat. 24:14). La principal razón que tenemos para predicar públicamente y de casa en casa es que queremos ofrecer “sacrificio de alabanza” a Jehová (Heb. 13:15).
____________________________________________________
w03 1/3 pág. 9 párr. 6 „Seamos animosos y fuertes‟
Tampoco hemos de perder el ánimo cuando los enemigos manipulan los medios de comunicación para difundir malos informes sobre los siervos de Dios o cuando tratan de obstaculizar la adoración verdadera “forjando penoso afán mediante decreto” (Salmo 94:20). Supongamos, por ejemplo, que un periódico, una emisora de radio o un canal de televisión presentara a los testigos de Jehová en falsos colores o mintiera descaradamente sobre ellos. ¿Cómo nos sentiríamos? ¿Nos escandalizaríamos? No. Sabemos que esto va a ocurrir (Salmo 109:2). Y no nos sorprende que algunas personas den crédito a tales mentiras y tergiversaciones, pues “cualquiera que es inexperto pone fe en toda palabra” (Proverbios 14:15). Sin embargo, los cristianos leales no creen todos los comentarios que se hacen sobre sus hermanos y de seguro no permiten que la propaganda engañosa los lleve a perderse reuniones cristianas, disminuir su actividad en el ministerio del campo o flaquear en la fe. Al contrario, se recomiendan “como ministros de Dios [...] mediante gloria y deshonra, mediante mal informe y buen informe; como engañadores [según los enemigos] y, sin embargo, [en realidad] veraces” (2 Corintios 6:4, 8).
____________________________________________________
w06 1/9 pág. 14 Puntos sobresalientes del libro quinto de los Salmos
109:30, 31; 110:5. Como el soldado empuñaba la espada con la mano derecha, esta no recibía la protección del escudo que sostenía con la izquierda. En sentido simbólico, Jehová se encuentra “a la diestra” de sus siervos, combatiendo por ellos. Así los protege y auxilia, razón por la que hacen bien en “elogiar[lo] [...] en gran manera”.
____________________________________________________
w00 15/12 pág. 24 párr. 20 Estemos de pie completos y con firme convicción
No debemos permitir que nos distraiga ni desanime el hecho de que no todos estén de pie completos y con firme convicción. Algunos fallarán, se desviarán o se darán por vencidos. Los amigos íntimos de Jesús, los apóstoles, vivieron tal experiencia. Ahora bien, ¿aflojaron el paso o se rindieron los demás apóstoles cuando Judas se hizo traidor? Por supuesto que no. Pedro aplicó el Salmo 109:8 para indicar que otro discípulo ocuparía el lugar de Judas. Se escogió a un sustituto, y los que fueron leales a Dios siguieron llevando a cabo la comisión de predicar (Hechos 1:15-26). Estaban resueltos a estar de pie completos y con firme convicción.
____________________________________________________
w75 15/11 pág. 696 párr. 5 Sea constante en la oración
Podemos estar seguros de que Dios siempre sostendrá su buen nombre y sus justos caminos. Jamás rebajará sus normas al nivel de los que, por sus palabras u obras, muestran que son desleales o inicuos. ¿Por qué debería prestar atención Dios a las oraciones que se hacen con fingimiento desde corazones que no están en armonía con él? La oración de los que practican iniquidad puede „llegar a ser un pecado.‟ (Sal. 109:3-7) Los que hipócritamente le vuelven la espalda a Dios y sin embargo oran no pueden esperar una audiencia favorable, como se muestra en Proverbios 28:9: “El que está apartando su oído de oír la ley... hasta su oración es cosa detestable.” Las oraciones largas por hombres jactanciosos y orgullosos tampoco son aceptables, como lo explicó aquella autoridad en la oración, Cristo Jesús. (Mat. 6:5, 7; Luc. 18:10-14) Si no aprendemos a hacer lo bueno y si no aprendemos a responder a la Palabra de Dios, entonces eso, de hecho, equivale a rechazar la propia Palabra de Dios. Esto, a su vez, no sería conducente a que nuestras oraciones recibieran audiencia favorable.

w06 1/9 pág. 13 Puntos sobresalientes del libro quinto de los Salmos
109:23. ¿Qué quieren decir las siguientes palabras de David: “Cual sombra cuando declina, me hallo obligado a irme”? Poéticamente, David indicó que veía muy cerca el momento de su muerte (Salmo 102:11).

it-2 pág. 929 Sandalia
Uso figurado. Es posible que con la expresión “sobre Edom arrojaré mi sandalia” (Sl 60:8; 108:9) Jehová haya querido decir que se sometería a Edom. Posiblemente hacía referencia a la costumbre de indicar que se había tomado posesión de algo arrojando la sandalia sobre un terreno. O podría haber indicado desdén para Edom, puesto que en el mismo texto a Moab se le llama “la vasija en que me lavo”. Actualmente, en el Oriente Medio arrojar la sandalia es un gesto de desprecio.

ACTIVIDADES PARA RAZONAR

w90 15/2 Del Seder a la salvación
¿Cómo llevó a la salvación de muchos la Pascua? (Salmo 106:7-10.)
____________________________________________________
w89 15/4 pág. 29 ¿Recuerda usted?
□ ¿Por qué actuó con tan crasa falta de perspicacia la gente del Israel antiguo?
Aquellas personas no meditaron con aprecio en todas las cosas que Jehová había hecho por ellas. (Salmo 106:7, 13.)—15/3, página 17.
____________________________________________________
w88 15/8 pág. 27 ¿Recuerda usted?
□ ¿Qué peligro particularmente mortífero encierra la adoración de imágenes?
De los israelitas, el salmista dijo: “Sirvieron a sus ídolos que fueron un lazo para ellos; sacrificaban a sus hijos y sus hijas a demonios”. (Salmo 106:36, 37, Biblia de Jerusalén.) Las Escrituras Griegas Cristianas advierten sobre el mismo peligro. (1 Corintios 10:19, 20.) En toda adoración de imágenes hay la posibilidad de que la imagen sea un punto de contacto para fuerzas demoníacas.—1/8, página 6.
____________________________________________________
w87 15/12 pág. 30 ¿Recuerda usted?
□ ¿Por qué les vino un juicio adverso a Moisés y a Aarón de parte de Dios después del incidente de Qadés-barnea?
Salmo 106:32, 33 nos ayuda a entender esto, porque muestra que Moisés obró con amargura de espíritu y „habló imprudentemente con sus labios‟. En palabras que reflejaban cólera, llamó atención a sí mismo y a Aarón más bien que a Jehová, quien realmente podía suministrar agua milagrosamente. Así Moisés no „santificó a Dios delante de los ojos del pueblo‟. (Números 27:12-14.)—15/10, página 31.
____________________________________________________
g 5/09 pág. 31 ¿Qué respondería usted?
▪ ¿Qué error cometieron Moisés y Aarón, y qué castigo recibieron? Pista: Lea Números 20:9-13; Salmo 106:32, 33.
Para comentar:
¿Por qué cree que Moisés se enojó con los israelitas? ¿Por qué es importante que controlemos la ira?
____________________________________________________
w81 15/11 Si se expulsa a un pariente...
¿Cómo pudiera desarrollarse una división en la familia por el asunto de la religión? ¿Por qué no deben transigir los cristianos en esta situación? (Sal. 109:2–5)
km 10/03 pág. 1 Las asambleas de distrito e internacionales nos impelen a dar gloria a Dios
¿Cuál es el origen del odio injustificado, y qué nos ayuda a mantenernos íntegros pese a ser víctimas de dicho odio? (Sal. 109:1-3; “Odiados sin causa”.)

Toda la información ha sido sacada de la Watchtower Library 2010
Este archivo, es tan solo es una ayuda para nuestra preparación, el propósito principal de esto, es que investiguemos más nosotros.

XXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXX
COLOMBIA
Tanto prensa como administradores del estadio deportivo comentan su asombro por el comportamiento de los testigos de Jehova.
"En completa calma transcurrió la Asamblea Anual de Distrito de los Testigos de Jehová realizada en el estadio Hernán Ramírez Villegas durante este fin de semana, informó Marino Sánchez, presidente de la Corporación Centenario, encargada de todos los escenarios deportivos en la ciudad de Pereira.... gracias al buen comportamiento de los más de 7467 Testigos de Jehová que se reunieron en el Hernán Ramírez Villegas, durante su asamblea anual.
“No pasó nada, ellos mismo aportaron para la vigilancia y el control de las personas dentro de las instalaciones” afirmó Marino Sánchez quien enfatizó que el estadio fue entregado tras una completa jornada de aseo al terminar el evento...... "
COMO SE HAN COMPORTADO LOS MILES DE JOVENES EN ESPAÑA EN SU REUNION EN EL AERODROMO DE 4 VIENTOS REUNIDOS ALLI POR EL SEÑOR RATZINGER?
Han dejado miles y miles de toneladas de basura tiradas por los suelos que costara miles de horas y miles de euros limpiar. TODO UN CONTRASTE ENTRE LA VERDAD Y BABILONIA
XXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXX







----------------------------


Estadisticas blog
_____________________________
CURRENT MOON

___________________________________

=======================================
Calcula los usuarios online de tu web o blog

No hay comentarios: